EL MUNDO DEL DÍA DESPUÉS, obra de Jorge Rachid. Ed. Ciccus. Prólogos de Francisco Pestanha Y Ernesto Jauretche.

Jorge Rachid viene siendo desde largo tiempo un comentador agudo de la realidad. Nunca lo ha hecho desde una actitud teórica aséptica sino desde un compromiso profundo con la transformación de Argentina en el contexto de la liberación continental de Nuestramérica. Su militancia en el peronismo le ha permitido pulir un enfoque que, asentado sobre la sólida base intelectual del Perón pensador, filosófico como le gusta decir, supo salir en busca de la interlocución de grandes pensadores y políticos de América latina. Y cuando surgió la figura del Papa Francisco, no hadejado de  abrevar en esa fuente inagotable del pensamiento católico de tradición independentista americana. Así llega en esta instancia con  prólogos de "Pancho" Pestanha y Ernesto Jauretche, a consolidar una mirada sobre el mundo globalizado que arroja esperanza sobre la consolidación de los proyectos de los pueblos en la región y en el mundo, a partir de lo que no duda en llamar crisis total, sistémica del neoliberalismo como sistema de vida que torna a ésta, cada vez más imposible y sufrida, toda vez que hiere de muerte a la Matria -tal como denomina a la Pacha Mama- y degrada al hombre a niveles de deshumanización insoportables. De allí que avizora el despertar de los pueblos y la puesta en marcha de un sistema social solidario que habrá de dar paso a una nueva etapa en la humanidad con una América Latina integrada. En este reportaje de Silvia Hoffmann, se puede apreciar el enorme crecimiento de su análisis con propuesta y el cumplimiento de su promesa en este período de pandemia de abocarse de lleno en la formación de cuadros políticos. Sin duda esta obra será un manual que acompañe a los militantes en su peregrinar incansable por un mundio mejor.

Jorge Rachid repasa aquí los ejes de su nuevo libro "El Mundo del Día Después. La pospandemia: el capitalismo se prepara para resistir. El futuro es el modelo social solidario". Ediciones Ciccus.
Con prólogos de Ernesto Jauretche y Francisco José Pestanha.